Desarrollo Rural

   

Introducción

El bienestar de las comunidades de las que obtenemos nuestras materias primas agrícolas y la mano de obra local es esencial para nuestro éxito como empresa  y para aportar valor a los accionistas.  Mediante el desarrollo rural – creación de puestos de trabajo en la zona y fomento de prácticas de producción sostenibles – no sólo tratamos de proteger el suministro y la calidad de nuestras materias primas, sino también de tener un impacto positivo a largo plazo sobre la economía local y el nivel de vida de las comunidades rurales.

Cerca de un 52% de la inversión que hace Nestlé en materia prima está enfocado en tres insumos – leche, café y cacao -, tal como se detalla abajo.  También compramos otros insumos como frutas, vegetales y cereales, algunos de los cuales los obtenemos directamente de productores, mientras que el azúcar, aceite, carnes, especias y otros ingredientes frecuentemente son obtenidos a través de intermediarios.

En total, nos suplen de manera directa más de 556,000 productores.



En el 2010, 144,900 productores alrededor del mundo fueron capacitados a través nuestros programas. 

No existen condiciones para recibir la asistencia técnica, asesoría y apoyo que brindamos a nuestros proveedores y los 556,600 productores que actualmente suplen a Nestlé de manera directa no están bajo ninguna obligación de hacerlo.

En el largo plazo, buscamos incrementar la capacitación y apoyo que brindamos a los productores.  En general, estos esfuerzos – enfocados principalmente en el uso eficiente y la conservación del agua, conservación de las tierras, acceso a agua potable para las comunidades productoras, mejorar el estatus de las mujeres en comunidades rurales y mejorar la educación – conducen a obtener cosechas más variadas y de mejor calidad para Nestlé, e incrementos en los ingresos y mejora en la calidad de vida de nuestros proveedores.

Continuamos brindando asistencia financiera y hemos apoyado a 32,036 productores con préstamos que totalizan 45.3 millones de francos suizos en el 2010.

En total, más de 4 millones de personas alrededor del mundo se ganan la vida como producto de las operaciones comerciales de Nestlé.  En Centroamérica, son alrededor de 5000 familias las que se benefician a lo largo de nuestra cadena de producción, tomando en cuenta a nuestros proveedores de leche, transportistas, personal que labora en los centros de acopio y jornaleros.