1981-1995

Bajo un nuevo Chief Executive Officer, Helmut Maucher, Nestlé llega a la década de 1980 con una renovada flexibilidad y determinación para evolucionar. La estrategia de la Compañía para este período tiene dos ejes: mejorar la situación financiera a través de ajustes internos y desinversiones, y continuar la política de adquisiciones estratégicas.

Así, entre 1980 y 1984, la Compañía desinvierte en varios negocios no estratégicos o que no le generaban utilidades. Al mismo tiempo, Nestlé pone fin a una serie de controversias sobre la comercialización de fórmulas infantiles en el Tercer Mundo. Este debate ha llevado al boicot de productos Nestlé por parte de ciertas organizaciones. Este tema aún sigue latente en algunos lados, pero no existen intentos significativos de boicot.

En 1984, Nestlé mejora sus utilidades, lo que permite a la Compañía lanzar una nueva ronda de adquisiciones, incluyendo una oferta pública por US$ 3 mil millones para adquirir al gigante americano de alimentos CARNATION®. Al mismo tiempo la compra, finalizada en 1985, fue una de las más grandes en la historia de la industria de alimentos.